FOCA MONJE » Características, Hábitat, Que Come, Reproducción, Amenazas, Peligro de extinción


A pesar de existir actualmente proyectos que tienen como objetivo la conservación de la foca monje, este mamífero se encuentra en peligro de extinción. La cacería ilegal, contaminación de su hábitat y accidentes con las redes de pescas son parte de las opciones que la convierten en las más amenazadas del mundo.

Si se empiezan a enumerar cuáles son los animales más amenazados del mundo, que se encuentran en peligro de extinción, la foca monje o también llamada foca fraile mediterránea se llevaría una de las primeras posiciones.

Son pocos los ejemplares de este mamífero, de nombre científico Monachus monachus, que quedan en el mundo marino. Su vida pudiera llegar hasta los 20 años.  Atrás quedaron aquellos momentos en los que se podían conseguir con mayor facilidad numeroso grupos de especies de contextura gruesa, cabeza redonda y extremidades cortas por toda la zona mediterránea y hasta en el mar Caribe.

Y es que no solo los depredadores como las orcas y tiburones de mayor tamaño ponen su vida en peligro. También lo hace la cacería de forma ilegal, contaminación del hábitat, accidentes con las redes de pesca o las embarcaciones.

De tonalidad gris o marrón esta especie marina, que pertenece a los mamíferos pinnípedos, puede cambiar de color dependiendo a la edad que tenga cada una. Ejemplo, los machos y aquellos recién nacidos son de matiz oscuro, casi que negro, pero con ciertas manchas por debajo. Poseen un tamaño que pudiera llegar a medir los 300 centímetros. Mientras que, en cuanto a peso, la capacidad llega a los 400 kilogramos.

En cuanto a su alimentación, una de los deberes que tienen los seres vivos para mantenerse, se pudiera mencionar que posee una dieta similar al resto de las especies marinas: peces y moluscos. Es por eso que, con frecuencia, se le pueda ver a la foca monje en búsqueda de comida cerca de las áreas de pesca, lo que ocasiona la mayoría de las veces, problema entre los pescadores, por intentar atraparla.

Sin embargo, no hay un día fijo que se diga que puedan coincidir los humanos con estos mamíferos, porque descansan y se alimentan a cualquier hora del día y ni siquiera se alejan mucho para lograr su objetivo. Aunque su horario favorito es de noche, por la poca o nada de luz.

Cría

10 meses tienen que pasar para que la foca monje logre por lo menos tener una cría, durante un año. Posteriormente, tendrá el privilegio de amantarla durante al menos tres meses.  Estos mamíferos se reproducen en las cuevas, lejos del alcance del ser humano. Las colonias suelen estar guiadas por un macho adulto, de gran tamaño.

En cuanto a su hábitat natural, así como cuando están en tiempo de reproducción, normalmente les gusta estar alejada de las áreas de fácil acceso para las personas. Es por eso que buscan con facilidad esconderse en las grutas marinas, las cuales se ubican dentro del agua.

La foca monje es una de las especias más extrañas que existen en el mundo. No sólo habitaba en el Mediterráneo, también era común verla en el Océano Atlántico por las zonas de África del Norte y hasta en el Mar Caribe.

Existen registros que señalan que, en años anteriores, cuando existía gran número de ejemplares, la foca monje podía encontrarse con facilidad en las playas de arena.

Era muy común encontrarse en las aguas de todo el litoral mediterráneo y canario. Sin embargo, actualmente el panorama es tan distinto, que su extinción la ha llevado a ser vistas en pequeñas cantidades en las Islas Chafarinas.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (2 votos, promedio: 3,00 de 5)
Cargando…