SERPIENTE » Características, Alimentación, Reproducción, Especies


La serpiente es uno de los animales más temidos por el ser humano debido al veneno que algunas especies poseen pero sobretodo a la mala fama que ha adquirido a lo largo del tiempo.

Son animales que se originaron hace mucho tiempo atrás, en el período Cretácico y que hasta hoy día nos siguen fascinando por sus peculiaridades.

Entre ellas el no poseer extremidades y a pesar de esto poder desplazarse en cualquier superficie, lo que hace aún más interesante a estos reptiles.

De estos animales se conocen unas 3460 especies esparcidas alrededor del mundo, de las cuales solo 450 son venenosas.

Algunas serpientes son capturadas para el aprovechamiento de su piel o para la alimentación de las personas, lo que da lugar al lamentable peligro de extinción de unas cuantas especies.

Características de la serpiente

Las serpientes se encuentran habitando la tierra desde hace mas de 150 millones de años. Investigaciones realizadas sobre fósiles encontrados arrojan que estas especies evolucionaron a partir de lagartos acuáticos.

El tamaño de estas especies puede variar, pueden llegar a medir de 10 cm hasta 10 metros de longitud dependiendo de la especie.

El esqueleto de estos animales está formado por vertebras, por ejemplo, la serpiente pitón posee al menos 400 vertebras.

La mandíbula superior de las serpientes no se encuentra fijada al cráneo, lo que le ofrece flexibilidad para devorar animales con un tamaño significativo.

Estos animales no poseen extremidades por lo que se desplazan gracias al aprovechamiento de sus escamas, siendo específicamente las ventrales las que permiten el movimiento hacia delante e impiden que se desvíe hacia los lados.

Las serpientes se desplazan de diferentes formas, la más común es realizando ondulaciones laterales de su cuerpo, que comienza en la cabeza y termina en su cola.

Estos reptiles tienen un sentido de la visión limitado y hacen uso de su lengua para reconocer olores e interactuar con el medio donde se encuentran.

Con su lengua realizan un movimiento hacia arriba y abajo, luego devuelven su lengua a la boca para saber si se trata de algo comestible o si se encuentra en peligro.

Su cola es al menos el 20% de la longitud de su cuerpo.

Las serpientes son consideradas animales solitarios y que se aíslan de otras especies, es muy rara la vez que dos serpientes sean vistas juntas, esto solo puede ocurrir en épocas de apareamiento y de hibernación.

Dónde habitan las serpientes

Las serpientes tienen la capacidad de poder vivir en cualquier lugar, por esto habitan regiones selváticas y zonas tropicales con una temperatura constante.

También pueden ser encontrados en desiertos y sabanas, incluso en el agua, arboles y debajo de la tierra.

De qué se alimentan las serpientes

La serpiente se caracteriza por ser un animal carnívoro que se alimenta de aves, insectos, peces, reptiles, anfibios y en algunas ocasiones hasta de animales de su propia especie.

Estos reptiles pueden engullir a su presa completa, debido a que no poseen las estructuras dentales apropiadas para poder masticarlas.

Durante el proceso de digestión se encuentran totalmente inmóviles, con la finalidad de reponer la energía gastada y debido a su prolongado proceso digestivo puede pasar meses sin alimentarse.

Cómo se reproducen las serpientes

serpiente-reproduccion

Las serpientes son animales ovíparos, es decir, que ponen huevos, con excepción de la serpiente boa cuya forma de reproducción es ovovivípara.

El proceso de reproducción ocurre en épocas de primera y verano, aunque también dependerá de la disponibilidad de alimentos y las variables climáticas.

Para cortejar a la hembra, ocurren peleas entre machos para decidir quién copulará con ella. Una vez que se aparean el macho seguirá su camino y la hembra adoptara un comportamiento hostil.

El período de incubación dura generalmente entre 2 y 5 meses, una vez que el huevo eclosiona las crías deberán valerse por sí mismas.

Serpientes venenosas y no venenosas

Cuando escuchamos hablar de una serpiente lo primero en lo que pensamos es en la letalidad de sus mordidas. Sin embargo, de las especies existentes solo el 10% aproximadamente son venenosas.

Venenosas

taipan-interior

Entre las serpientes venenosas podemos encontrar a la cobra, serpiente bastarda, cascabel, serpiente del coral, serpiente terciopelo, serpientes de mar y la serpiente taipán.

No venenosas

serpiente-de-collar

Las serpientes no venenosas pueden ser animales que podemos tener como mascotas, entre ellas están: la anaconda, boa, culebra de collar, culebra de herradura y serpiente pitón.

Tipos de serpientes

Anaconda

La anaconda pertenece a la familia de las boas y es la serpiente más grande del mundo.

Tiene una longitud de 10 metros y un peso de 200 kilos. Se caracteriza por ser una excelente nadadora por lo que vive cerca de cursos fluviales.

Boa

La boa es una serpiente fuerte y de gran tamaño, teniendo una longitud promedio de 5 a 6 metros, lo que la convierte en la segunda serpiente más grande después de la anaconda

Suele habitar en zonas húmedas de los bosques.

Cobra

Las cobras son conocidas por ser una de las serpientes del grupo venenosas, están se encuentran distribuidas en algunas zonas de África.

Dentro de esta especie encontramos a la cobra real considerada una de las serpientes mas venenosas y largas del mundo.

Culebra de Collar

La culebra de collar puede medir alrededor de 120 cm y se caracteriza por su cuerpo grande, cabeza y ojos redondos.

Es una especie totalmente inofensiva de color verde oscuro.

Culebra de herradura

La culebra de herradura se distribuye geográficamente en zonas de España y Marruecos.

Son serpientes medianamente grandes que pueden llegar a medir un metro y medio. Se caracteriza por una habilidad impresionante a la hora de subir arboles.

Culebra Viperina

La culebra viperina suele ser vista cerca de los ríos y pantanos. Se alimenta habitualmente de peces, y mide una longitud de 900 centímetros aproximadamente.

Serpiente bastarda

La serpiente bastarda puede medir 240 centímetros, su color varia pero los mas comunes son pardo, verdoso y algunos tonos negros.

Aunque se encuentra en la lista de las serpientes venenosas no es peligrosa.

Serpiente de cascabel

La cascabel se identifica porque cuando agita su cola hace un sonido característico que es escuchado a largas distancias.

Suele habitar en zonas cálidas y bosques tropicales. Es una de las serpientes más comunes y venenosas aunque no es considerada peligrosa.

Serpiente de Coral

La coral es una de las serpientes más conocidas por sus colores característicos y su veneno altamente letal. Habita en zonas cálidas o tropicales.

Serpiente de escalera

La serpiente de escalera puede llegar a medir un 1.70 m. Suele habitar zonas húmedas, ríos e incluso escombreras.

Tiene el habito de hibernar desde el mes de noviembre hasta el mes de marzo.

Serpiente terciopelo

Los ataques de la serpiente terciopelo son considerados peligrosos debido a que expulsa su veneno desde 1.8 metros.

Habita bosques tropicales húmedos pero de igual manera puede vivir en pueblos y ciudades.

Serpientes marinas

Las serpientes marinas habitan en un entorno marino. Algunos de los ejemplares de esta especie son incapaces de desenvolverse en tierra firme.

Son consideradas venenosas ya que solo una parte del veneno que inyectan puede causar la muerte.

Serpiente pitón

La pitón es un animal de gran tamaño pero para nada agresivo. Habitan en la abundante vegetación de los bosques.

Serpiente Taipán

La taipán es una de las serpientes más venenosas, con una sola mordida es capaz con la vida de alrededor de 100 personas.

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas (1 votos, promedio: 5,00 de 5)
Cargando…